¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso. Saber más

Acepto
  • Jun 18, 2011

Gaba

El acido gamma-amino butírico más conocido como GABA es el principal neurotransmisor inhibitorio cerebral que se deriva del acido glutámico (un aminoácido no esencial precursor del metabolismo anabólico en el músculo). Tras una interacción con receptores específicos el GABA es recaptado activamente por las terminaciones nerviosas y metabolizado. Debido a su carácter inhibitorio el Gaba es muy utilizado para tratar problemas de insomnio y stress ya que tiene un efecto tranquilizador sobre el sistema nervioso central.

Existen tres tipos de GABA; dos son de acción rápida que son los receptores ionotrópicos conocidos como Gaba-A y Gaba- C y otro de acción lenta que es el receptor metabotrópicos conocido como Gaba-B.

El receptor Gaba-A es una proteína formada por cinco subunidades que forman el canal iónico (proteínas que controlan el paso de iones a través de la membrana celular). Un gran número de drogas psicoactivas ejercen sus efectos principalmente o exclusivamente por medio de los receptores de Gaba-A como son los ansiolíticos, los anestésicos, tranquilizantes o anticonvulsionantes. Estos receptores, los Gaba-A, forman parte de la superfamilia de receptores activados entre los que se incluyen los nicotínicos de acetilcolina (un neurotransmisor del sistema nervioso central), los de la glicina (aminoácido no esencial con función neurotransmisora) y los de la serotonina (neurotransmisor por excelencia que regula nuestros estados de ánimo). Estos receptores abren el canal del cloro y son, por tanto, inhibidores del impulso nervioso.

Por su parte los receptores Gaba-B son los que modulan los canales de potasio y calcio debido a una interacción con la proteína G (proteína transmisora de señales en las células).
En 1950 el neurobioquimico Eugene Roberts y el también bioquímico Jorge Awapara descubrieron este neurotransmisor, el GABA y se dieron cuenta de que actuaba como un freno de los neurotransmisores excitatorios que llevaban a la ansiedad. Descubrieron que era secretado por las células gabaérgicas de la medula espinal, también llamadas interneuronas. Este tipo de células también pueden encontrarse en el cerebelo, los ganglios basales y en muchas áreas de la corteza cerebral.

Entre otras funciones del Gaba una de ellas consiste en la inhibición de las gonadotropinas (hormonas secretadas por la hipófisis-glándula pituitaria- y que están implicadas en la regulación de la reproducción). Se ha demostrado en diferentes estudios que una reducción de los niveles de Gaba junto a un aumento de glutamato coinciden con una liberación elevada de gonadotropinas durante la pubertad.

Numerosos estudios realizados han demostrado que la ausencia de inhibición neuronal mediada por el Gaba puede desencadenar numerosos procesos patológicos como los estados epilépticos. Se ha visto que la mayoría de las medicaciones antiepilépticas aumentan los niveles de Gaba en el sistema nervioso central lo cual significa que un déficit de Gaba puede provocar las crisis convulsivas que sufren las personas epilépticas. Pero este déficit de Gaba no solo se da en la epilepsia, sino también en la discinesia tardía (síndrome neurológico producido por el uso prolongado de anti psicóticos que se manifiesta con movimientos repetitivos e involuntarios como pueden ser los tics faciales o corporales.

Debido a su carácter inhibitorio el Gaba es muy utilizado para tratar problemas de insomnio y stress ya que tiene un efecto tranquilizador sobre el sistema nervioso central. Estudios realizados han demostrados que 60 minuto después de su ingesta ejerce un efecto relajante al tiempo que mejora el sistema inmune debilitado por el stress favoreciendo el sueño.
En el plano deportivo este aminoácido es muy utilizado por los culturistas para reducir los niveles de grasa aumentando la secreción de la hormona del crecimiento y aumentando de esa forma el tejido magro del músculo. Esto es posible gracias al efecto anabólico que presenta el Gaba en la musculación.

Por ultimo debemos advertir que el Gaba no debe ser administrado junto a derivados de la benzodiacepinas (diazepam). Las personas insulinodependientes deben utilizarlo con precaución ya que también tiene un efecto hipoglucémico. También debemos decir que la ingesta de Gaba en cantidades elevadas(la dosis máxima recomendad es de 2 grs al día) puede producir en algunos casos variación del ritmo cardíaco o disnea, aunque dichos efectos desaparecen después de un tiempo de llevar tomándolo.

Comercialización en herbolarios

· GABA 500 MG 50 CAPS. / SOLGAR.
Más información >>
· ESTRES-ZE 90 CAP de 700 MG / ZEUS.  
Más información >>

Newsletter

Recibe los nuevos contenidos de Herbolario Allium por correo electrónico:

 

Contacta

  • Avda de Barranquilla, 13
    Madrid, 28033, España.
  • (+34) 91 381 10 92
  • Herbolario Allium - Aviso Legal

Sobre Nosotros

Herbolario Allium es un negocio para la comercialización de productos de fitoterapia, cosmética natural, dietética especializada, nutrición ortomolecular y productos ecológicos. Más información

 
 

Redes Sociales